Mis discos favoritos del 2021

1. C. Tangana – El Madrileño (Sony, España)

Genio absoluto. Antón Álvarez Alfaro (C. Tangana) completó su tránsito de estrella fugaz hacia cuerpo celeste permanente en el firmamento de la música popular en Español. Su proyecto El Madrileño es una indagación estética y artística sobre la idea de “lo Español,” que superpone la nostalgia por los dorados años 80, el sonido contemporáneo de Madrid y sus migrantes, y las tensiones propias de madurar entre drogas, Internet y el éxito. En su exploración por encontrar su esencia como madrileño, Puchito nos invita a un recorrido sonoro por España (Ketama, Kiko Veneno, Gipsy Kings) y Lationamérica (Andrés Calamaro, Buena Vista Social Club, Ed. Maverick). También es un disco que puede engañarte fácilmente si no prestas atención. Se llama El Madrileño pero no es un disco exclusivamente de flamenco o música española. De hecho, varios de artistas invitados al disco serían considerados apóstatas de la música ibérica, como Kiko Veneno o Antonio Carmona. Es un disco de “música urbana” pero no es de trap ni de hiphop sino de la música que sale de las radios de Latinoamérica y España. Rebosa testosterona en lo estético pero contiene versos como “ahora que sobran ceros en el banco / me piden que cambie” o “me he cansa’o del primer puesto / ya no quiero ser mejor que еl resto.” Es un disco con canciones en tono de bachata, flamenco, norteño mexicano pero no es un disco de World Music y suena increíblemente cohesionado. (Spotify, Apple Music)

2. Olivia Rodrigo – SOUR (Geffen, USA)

No soy el público objetivo de este disco. Nunca vi High School Musical, no soy mujer, ni tengo diecisiete años. Pero no me he podido resistir. La capacidad vocal, factura de la composición y autenticidad de Olivia son indiscutibles, pero me interesa este disco en solo sonoro pero también como significante cultural. SOUR es una cápsula perfecta de la mezcla de ansiedad, ira y melaconlía que marca la generación de chicas y chicos que están por llegar a la adultez. Facilmente puede ser el Complicated de esta generación, lleno de temazos bangers como good 4 u y baladas increíbles como driver’s license. También hay un desencanto de la adolescencia, tan celebrada como una época perfecta por la cultura popular (“they say these are the golden years”) con versos como “and I’m so sick of seventeen / where’s my fucking teenage dream?” Personalmente, me llena de alegría y esperanza que un disco con guiños a Elivs Costello (brutal), Phoebe Bridgers (traitor) o Regina Spektor (1 step forward) sea un éxito entre gente muy joven. Ya quiero escuchar lo siguiente. (Spotify, Apple Music)

3. Gepe – (Un poco + de) FE (Quemasucabeza, Chile)

Este año estoy rompiendo una regla que me puse hace tiempo e incluyendo EPs y discos en vivo en mi ránking personal. Este EP de ocho nuevas versiones del chileno Gepe es una excelente excusa para hacerlo. Un recorrido por distintas épocas y estilos de la música popular en Español, interpretadas por el estilo y voz de Gepe. Un artista que logra cambiar su sonido con frecuencia sin perder su esencia, desnudar sus sensibilidades sin caer en la cursilería e incorporar cada vez más sonidos a su paleta. ¿Quién más intentaría reinterpretar el cover de Cry me a river de ROSALÍA, a su vez un cover de Justin Timberlake, en clave de charango y banda de fiesta patronal? ¿Qué otro artista puede tocar la batería, bailar o cantar con tanta destreza en una sola canción? Chayanne, Juan Luis Guerra, Shakira, no hay ícono de la canción en Español al que Gepe no pueda interpretar en su voz cercana, compás de baile quedadito, y onda de radio AM un sábado por la mañana. (Spotify, Apple Music)

4. Attaque 77 – Sesiones Pandémicas (Sony, Argentina)

Sigo rompiendo el formato con este disco grabado en vivo pero sin público. Attaque 77 es una de mis bandas favoritas de toda la vida y me es difícil ser imparcial con estas cosas. Confieso que sus últimos discos han dejado de emocionarme y soy de quienes extrañan a la formación original. No obstante, Attaque nunca fue solo Ciro Pertusi, su ex vocalista, y toda la energía de este disco demuestra lo muchísmo que todavía queda en pie de la banda. Este disco hace un repaso por canciones muy antiguas (Caminando por el microcentro, Vuelve a casa), no tan antiguas (Amigo, Arrancacoracones) y muy nuevas (María). Es particularmente significativo que se grabó a fines del 2020 y salió en el 2021, en una época en la que en Lationamérica todavía no había vuelto los conciertos en vivo. Escuchar este disco fue como recibir la carta de un amigo del que no sabía hace tiempo, recordar los vivido y anticipar lo que vendrá: la música en vivo, el rock, volver a las calles. (Spotify, Apple Music)

5. AJR – OK Orchestra (BMG, USA)

AJR son tres hermanos multi instrumentistas de Nueva York que hacen música pop creativa, súper producida, pegajosa y con mucha personalidad. Música que podría sonar en un centro comercial, en una pista de baile o en un estadio. Este cuarto disco los encuentra en un punto de madurez compositiva en el que no tienen miedo en mover y reorganizar sus pistas de audio, pasar sus instrumentos por filtros y seguir desnudando su sensibilidad (“I’m way too young to lie here forever / I’m way too old to try so whatever”). Sus letras abordan las típicas ansiedades e inseguridades de un adolescente, desde mentir para parecer mejor (la bellísima The Trick es de mis canciones favoritas del año) o asomarse a la adultez (“it’s kinda funny how I paid for college / when YouTube was an option“). (Spotify, Apple Music)

6. Lucy Dacus – Home Video (Matador, USA) (Spotify, Apple Music)

7. Julien Baker – Little Oblivious (Matador, USA) (Spotify, Apple Music)

8. Malamute – Una gran decepción (Intromúsica, España) (Spotify, Apple Music)

9. Remember Sports – Like a stone (Father/Daughter, USA) (Spotify, Apple Music)

10. Diazepunk – 20 años en vivo (Autoeditado, Perú) (Spotify, Apple Music)

Listas de años anteriores: 2020, 2019, 2018, 2017, 2016,2015, 2014, 2013

Leave a Reply

%d bloggers like this: